Close

Refuerza tus defensas con más antioxidantes y vitaminas añadiendo aguaymanto en tu dieta

Fruto conocido como “perla dorada de los incas” tiene alto contenido de nutrientes para protegernos de infecciones

Por Luis Zuta Dávila

Conocido en idioma quechua como topotopo y en aimara como uchuva, el aguaymanto o “perla dorada de los incas”, es un fruto oriundo de Perú que destaca por contener nutrientes, sobre todo antioxidantes y vitaminas, esenciales para fortalecer el sistema inmune, prevenir y superar diversas infecciones y enfermedades.

Domesticado y cultivado desde tiempos ancestrales, siendo uno de los frutos más venerados por los incas gracias a sus reconocidas propiedades nutricionales y por su forma de perla con intenso color amarillo, el aguaymanto es uno de los superalimentos surgidos en el pródigo territorio peruano, uno de los más biodiversos del planeta.

Atributos nutricionales

Las vitaminas A, B y C que concentra el aguaymanto brindan al cuerpo humano una importante barrera de defensa del organismo contra infecciones de todo tipo, especialmente las respiratorias. Ayuda a tratar procesos asmáticos, sinusitis y otras alergias.

Asimismo, cuenta con antioxidantes que contribuyen a neutralizar la acción dañina de los radicales libres en las células y retarda el envejecimiento. También ayuda a cicatrizar las heridas al aumentar la producción de plaquetas y glóbulos rojos.

Combate hipertensión y diabetes

Otro de los beneficios para la salud que contiene el aguaymanto es combatir la hipertensión arterial y estabilizar el nivel de la glucosa, por lo que puede ser consumido por las personas con diabetes.

El aguaymanto corrige el desempeño de las funciones cardiovasculares y funciona como un tranquilizante natural, por lo que es ideal para tratar la ansiedad y el estrés.

Previene el cáncer

Otro beneficio de consumir aguaymanto radica en que, gracias a su alto contenido de fibra dietética, permite a la pectina de la fruta actuar como un regulador intestinal. Igualmente ayuda a prevenir el cáncer del estómago, colon y de intestino.

La versatilidad del aguaymanto permite consumir este fruto crudo, en néctar puro o combinado con otros zumos de frutas, helados, yogur, mermeladas, jarabe, postres, entre otros productos derivados de esta joya de la biodiversidad peruana.

Regiones productoras

Las regiones productoras de aguaymanto son Amazonas, Apurímac, Áncash, Arequipa, Ayacucho, Cajamarca, Cusco, Huánuco, Huancavelica, Junín, Lambayeque, Lima, Pasco y Moquegua.

Exportación

Según el Análisis de Mercado del Aguaymanto de Sierra y Selva Exportadora, organismo adscrito al Ministerio de Desarrollo Agrario y Riego (Midagri), la región Huánuco lidera la producción de dicha cadena productiva, donde se cultiva especialmente de manera orgánica con destino para la exportación.

El documento destaca que casi el 95 % del aguaymanto orgánico que se exportó fue de tipo deshidratado, donde predominó la presentación Crunchy, que es una versión crocante del aguaymanto deshidratado que se acompaña con otros berries, granolas o frutos secos. Se exportó básicamente a Estados Unidos, Alemania, Países Bajos, Canadá, Japón e Israel, los cuales representan el 86 % de las exportaciones totales de tipo orgánico.

Durante el 2020, Perú exportó 287 toneladas de aguaymanto, que representaron 2.6 millones de dólares, de las cuales 240.79 toneladas fueron de tipo orgánico y las 46.21 toneladas restante de tipo convencional. Los principales destinos fueron Estados Unidos, Países Bajos y Alemania, países que representaron más del 60 % de las exportaciones totales de dicha fruta.

scroll to top